Girl Scout Cookies. Es un cruce híbrido entre OG Kush y Durban Poison cuya reputación superó rápidamente las fronteras de su California natal. Con un aroma dulce y terroso , Girl Scout Cookies te propulsa hacia los niveles más altos de euforia, en los que la relajación corporal plena conecta con un viaje cerebral más alla del tiempo y el espacio. Con tan solo una pequeña cantidad de este híbrido llegarás muy lejos, con porcentajes de THC que han hecho ganar numerosos galardones Cannabis Cup a la Girl Scout Cookies. Los pacientes que precisen un alivio potente, pueden acudir a la GSC para tratar el dolor agudo, las náuseas y la pérdida de apetito.

Existen varios fenotipos diferentes de la raza Girl Scout Cookies. Tales como Thin Mint y Platinum Cookies, que muestran algunas variaciones en cuanto a apariencia y efectos. No obstante, la cannabis Girl Scout Cookies suele manifestar toda su belleza en cálices con vetas verdes envueltos en hojas moradas y recubiertos de pelitos naranja ardiente. En particular los consumidores que deseen cultivar esta cannabis deberán esperar unas 9 a 10 semanas para que sus plantas de interior concluyan la floración.

 

 

Ancestro de Girl Scout Cookies, la marihuana Og Kush

En la otra parte del cruce, según se conoce dentro de la escena cannábica, encontramos a la marihuana Og Kush. Quizas estamos hablando actualmente una de las variedades más demandadas por su efecto, sabor y potencia.

La historia de esta genética en particular también es un tanto desconocida y hay muchas variantes de la misma. Se conocen dos grandes líneas en general, ambas procedentes de los estados unidos, pero de costas diferentes una en Florida y la otra en California. De modo que nada tiene que ver con las genéticas de procedencia del valle del Hindu Kush.

 

Ancestros de Girl Scout Cookies, la marihuana Durban Poison

Por una parte nos encontramos con una planta de cannabis procedente del continente africano, más concretamente de Sud-África. En esta región del globo terráqueo se han encontrado plantas de marihuana de gran calidad psicodélica.

Son muchas las generaciones de cultivadores, autóctonos, que han ido seleccionando con criterios de calidad esta cepa de cannabis, buscando; potencia, psicoactividad y sabor, a parte de eliminar las posteriores generaciones hermafroditas. Haciendo que año tras año fueran más estables y más resistentes a las inclemencias meteorológicas. De esta manera, selección tras selección y año tras año. Se ha convertido en una planta de cannabis productiva, resistente y potente, destacando que es una genética landrace.

Durban Poison, se bautizó con el nombre de la ciudad portuaria de Durban y la apellidaron Posion, veneno en español, por su potencia psicodélica que es capaz de aportar a su consumidor.

A nivel de cultivo esta genética de cannabis crece como una sativa vigorosa y ramificada pero con tallos anchos y robustos lo que la hace muy resistente a las lluvias y al viento fuerte así como a las inclemencias meteorológicas en general. Facilmente puede llegar alcanzar una altura de 3 metros o más, en exterior, sin mucha complicación. Responde muy bien a las podas y es ideal para el cultivo en SCROG. Puede ser cultivada en interior controlando su altura mediante las técnicas de cultivo como podas, pinzamientos, ataduras, etc.

En floración se desmarca creando unos cogollos grandes y voluminosos que evocan unas fragancias un limón anisado. De base le siguen matices picantes pinceladas de incienso dependiendo del fenotipo cultivado. De ella podemos destacar su resistencia al moho siendo a su vez una planta productiva, la cual puede aportar grandes cosechas de gran calidad psicoactiva.

Carga terpénica de Girl Scout Cookies

  • Linalool: Sabor y olor floral con toque mentolado
  • Mirceno: Hidrocarburos
  • Alfa – Pineno: Coniferas y pino
  • Limoneno: Limón
  • Cariofileno: Pimienta negra, cannabis sativa

 

girl scout cookies grafico

(0)